Presentan innovador proyecto de infraestructura que busca transformar a Chile en una potencia agroalimentaria

La Carretera Hídrica propone aumentar fuertemente la superficie regada en el país, llegando a 1 millón de nuevas hectáreas, con lo que se duplica el área bajo riego distribuidas entre Atacama y La Araucanía.

 Para la Cámara Chilena de la Construcción (CChC) Los Ángeles, la infraestructura es clave para el desarrollo económico, el progreso del país y la calidad de vida, por ello, organizó el Seminario “La Carretera Hídrica que podría transformar a Chile en una potencia agroalimentaria”, con el fin de presentar a la comunidad y autoridades “ideas, sueños que tienen un potencial de desarrollo, futuro y un alto impacto y nosotros creemos que este proyecto que presenta Reguemos Chile cumple todos los requisitos para ser considerada de alto impacto, tanto en las comunidades locales, en las personas y en el país”, así lo explicó Marcelo Melo, presidente de la CChC Los Ángeles.

De esta manera, ante un gran marco de público, se llevó a cabo esta actividad que “es un claro ejemplo de lo que puede aportar la alianza publica privada en términos de enfrentar el déficit de infraestructura que tenemos”, expresó el dirigente gremial. En la ocasión, además, se presentaron los impactos ambientales de las carreteras hídricas, así como las interrogantes y comentarios al proyecto por parte de la Asociación de Canalistas Canal Biobío Negrete y Canalistas del Laja.

El doctor Ricardo Figueroa, director del Centro Acuático de la Facultad de Ciencias Ambientales centro EULA en su exposición explicó a los asistentes los impactos que han tenido los proyectos en esta índole a nivel mundial, donde tanto las personas que donan y reciben agua tienen impactos y beneficios, por lo que se torna relevante revisar la gestión de la cuenca para lograr un equilibrio.

Por su parte los representantes de las Asociaciones de Canalistas, plantearon las interrogantes respecto el impacto que tendrá el proyecto en la localidad en términos de pérdida de capacidad de regadío, además, de las diversas trabas técnicas, legales y de eficiencia que promete el proyecto.

Proyecto Carretera Hídrica

La Corporación Reguemos Chile, está impulsando una propuesta de una solución integral en el manejo hídrico que podría tener el país entre la región del Biobío y Atacama, a través de la construcción de una carretera hídrica en cinco tramos independientes entre sí, que permitirán mover agua por gravedad, minimizando la necesidad de impulsar agua desde las regiones que tienen importantes excedentes invernales hasta zonas donde existe gran potencial de producción pero que no cuentan con el recurso hídrico.

“Este es un proyecto que podría cambiar la imagen del desarrollo futuro del país y esa es la gran importancia que esto tiene. Ahora, lo difícil es que todos los stakeholder, o todas las comunidades y partícipes podamos realmente ponernos de acuerdo sobre qué país queremos a futuro, o qué desarrollo queremos, o cómo queremos hacernos cargo de lo que viene para nuestros hijos, nietos o bisnietos. Eso es básicamente lo que pretende la Corporación Reguemos Chile, poner este tema sobre la mesa, ponerlo como instrumento de discusión, un elemento de aporte a la comunidad y que sea la materia prima para dibujar nuestro futuro”, expresó Juan Sutil presidente de la Corporación Reguemos Chile.

El proyecto actualmente se encuentra en etapa de “ocupación” como explica Sutil quien agrega que están trabajando en “el estudio hídrico, territorial, de ocupación, económico social, estudio ambiental estratégico”, para posteriormente el 2018 presentar una carpeta  cumpliendo con las exigencias que pone el Estado de Chile, en este caso, el MOP, para que sea una iniciativa de interés público  “si logramos eso, la segunda etapa puede durar entre 4 a 6 años donde hay que hacer la profundización de cada uno de estos estudios para ver cómo avanzar y desarrollar este proyecto”, puntualizó el presidente de la Corporación Reguemos Chile.